Puerto Rico entre siglos: Historiografía y cultura

julio 2, 2010

“Carta a Irma” (1938): La Guerra Civil Española


Partido Nacionalista de Puerto Rico. Documentos. Carta de José Monserrate Toro Nazario a Irma Solá, 31 de mayo de 1939. Epigrafía, transcripción y edición del Dr. Rafael Andrés Escribano. CPR 324.27295 T686c. Colección Puertorriqueña. Universidad de Puerto Rico: pág. 60.

Fragmento 7: El caso de Enamorado Cuesta

La carta de Cuba también apela al testimonio privado del exnacionalista Enamorado Cuesta y su esposa. Es significativo que el testimonio privado de Enamorado Cuesta haya sido invocado privadamente, mientras la dirección nacionalista se desvincula públicamente de Enamorado Cuesta, a causa de los artículos en que habla, entre otras cosas, de reaccionarios en el Partido nacionalista de Puerto Rico.

¿A quién debe usted creer? ¿Al Browder cuyas palabras exactas cito o a un Browder de segunda mano? ¿Al Enamorado Cuesta cuyas palabras exactas fueron reproducidas por La Correspondencia, La Voz de Nueva York y Prensa Libre, y a un Enamorado Cuesta de segunda mano, desautorizado, en Cuba? Es significativo que el desautorizado Enamorado Cuesta es veterano de la Guerra española. Significativo es que Pacheco Padró, también veterano, expresidente de la Junta municipal de Santurce, no figura en nuestras filas. Es significativo que Medina hablara mal de Gilberto Concepción en la reunión de Río Piedras. Parece que lo que importa es desvincularnos de la España republicana.

El caso de Enamorado Cuesta es en verdad representativo. Es la extrema de la disyuntiva nacionalista.

Comentario:

Toro Nazario expone un caso emblemático de lo que significó la crisis ideológica del Partido Nacionalista. Se trata de aquel a quien denomina el  Browder Puertorriqueño, José Enamorado Cuesta (1892-1976) nacido en Yauco, comunista militante, veterano de la Guerra Civil Española, y poco conocido poeta e historiador de la Generación de 1930. Enamorado Cuesta fue autor, entre otros, del volumen  El imperialismo yanqui y la revolución en el Caribe (Editorial Campos, 1936). Fue una más de las figuras polémicas que aparecieron en el partido en el momento del debate en torno a en cuál dirección debía moverse ideológicamente el Nacionalismo: hacia la derecha o hacia la izquierda. La situación condujo a la expulsión de numerosos militantes. Otros sencillamente se alejaron del movimiento y se integraron a las nuevas izquierdas rojas que florecían entre los disgustados del Partido Socialista, el Partido Liberal Puertorriqueño y el Partido Nacionalista.

Los choques de Enamorado Cuesta surgieron en medio de la huelga de los empleados de la caña durante la zafra de 1934. El poeta e historiador favorecía la integración de los obreros a las luchas nacionalistas, probable expresión del reconocimiento de la debilidad orgánica de su propio partido. El otro choque vino en 1937 cuando contravino una decisión de Partido Nacionalista que instruía a la militancia a no intervenir en la lucha civil española. El silencio de la dirigencia nacionalista respecto a España y Franco, era similar al que manifestaba respecto a Trujillo y su dictadura en República Dominicana. Enamorado Cuesta ya no  militaba en la organización en 1938.

La lógica de la exposición de Toro Nazario  parece confirmar la hipótesis de que el exclusivismo nacionalista y la hispanofilia, se habían convertido en un problema para la organización a la hora de tomar posición ante la Guerra Civil Española. En la práctica, estaba distanciando al liderato medio radical del liderato del 1930. El Partido Nacionalista de Puerto Rico fue incapaz de una transición de poder sana tras la debacle que produjo los arrestos de 1936 y su descabezamiento por las autoridades federales. Ramón Medina Ramírez representaba la continuidad de una praxis identificada con Albizu Campos que Toro Nazario vinculaba  con el fascismo y el terrorismo reaccionarios. Las posibilidades de un nacionalismo democrático radical que mirase hacia la izquierda, se canceló ante el poder de aquel sector.

  • Mario R. Cancel
  • Historiador y escritor
About these ads

2 comentarios »

  1. [...] “Carta a Irma”: La Guerra Civil Española 2 de Julio de 2010 [...]

    Pingback por Pedro Albizu Campos: Perspectivas para la investigación « Puerto Rico entre siglos: Historiografía y cultura — septiembre 27, 2012 @ 8:16 pm | Responder

  2. Saludos profesor Cancel,

    El caso de Enamorado Cuesta me hace pensar inmediatamente en un personaje bastante peculiar y ambiguo, el periodista Emilio R. Delgado. Desconozco la posiciónde Delgado ante el PN. Supongo que este por militar en el Partido Comunista y participar de la Guerra Civil Española, tuvo la misma suerte de Enamorado Cuesta. A finales de la década del veinte, Delgado escribió varios poemas que manifiestan a todas luces su nacionalismo pero también su amor por la cultura española,aunque no sé si llamarle hispanofilia. A pesar de que estos no forman parte de las grandes figuras de la Generación del Treinta, la obra escrita de ambos merece revisarse nuevamente a la luz de estos debates no simplemente por sus méritos estéticos o “popularidad” como tiende hacerse.

    Comentario por Iliaris Avilés — agosto 27, 2014 @ 5:13 am | Responder


RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Theme: Rubric. Get a free blog at WordPress.com

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.120 seguidores